Liberty 750×184

Alfa Disco Volante: Una obra de arte

2012 contempló el lanzamiento de un maravilloso tributo al mítico Alfa Romeo Disco Volante. Con motivo del 60 aniversario del modelo, Touring Superleggera presentó una interpretación actual del mismo basada en unidades del último 8C. Sin duda, para nosotros es uno de los mejores diseños italianos en las últimas décadas...

Retromovil 2020 Medio


FOTOGRAFÍAS ALFA ROMEO DISCO VOLANTE 2012: TOURING SUPERLEGGERA / O’KANE LAVERS

La historia de Alfa Romeo es la de una marca masiva que, sin embargo, nunca ha renunciado a fabricar caprichos de tirada corta. Y bueno, está bien que haya sido así, porque esto representa una parte fundamenta de su identidad. Siempre saltando del mito a la bancarrota, es como si esta historia de pasiones y alteraciones hubiera empapado a todos sus modelos. Modelos que se han visto involucrados en profundos debates sobre fiabilidad, pero que al tiempo representan la cúspide de la deportividad y el estilo italianos.

Porque sí, conviene no olvidar nunca que la mismísima Ferrari hunde sus raíces en la propia historia de Alfa Romeo. Pero el asunto no queda ahí, ya que examinando la genealogía de la marca del Biscione uno se topa con modelos tan revolucionarios como el Alfa Romeo Disco Volante de 1952. Dotado de una carrocería con líneas futuristas en las que se adivinaban ciertas ilusiones espaciales, este modelo del que sólo se conservan cuatro unidades sigue siendo unos de los hitos del carrocero Touring.

Responsable de diseños irrepetibles sobre chasis de Aston Martin, Alfa Romeo, Ferrari e incluso Pegaso, el carrocero milanés lleva años logrando la mayor parte de su facturación gracias a los autobuses. Sin embargo, aunque sus días gloria automovilística parecen haber pasado… Lo cierto es que “el que tuvo retuvo”. Por ello, cada cierto tiempo nos sorprende con alguna obra maestra como el Alfa Romeo Disco Volante del 2012. Producido en una serie muy limitada, alguna que otra unidad sólo se deja ver en concursos de elegancia como Peeble Beach o Villa D’Este. Ahora el concesionario británico O’Kane Lavers tiene uno a la venta.

ALFA ROMEO DISCO VOLANTE DE 1952. PIEZA DE MUSEO

Si necesitas una muestra para ilustrar el concepto “ejercicio de diseño”, el Alfa Romeo Disco Volante es un ejemplo perfecto. Pero ojo, no sólo el del 2013, sino también el de 1952. De hecho, éste es uno de sus principales encantos: el ser tributo al clásico. Un clásico con líneas muy futuristas para la época, el cual derrocha belleza y eficiencia aerodinámica a partes iguales. Además, lo curioso es que el Disco Volante de 1952 también fue carrozado por Touring Superleggera. ¿Puede haber una manera mejor de cerrar el círculo?

Lanzado como prototipo, el Disco Volante original esculpió sus formas en el túnel de viento hasta vestir unas formas limpias que, en báscula, tan sólo pesan poco más de 700 kilos. Unos datos alentadores, más aún si los combinamos con un motor dos litros derivado del Alfa Romeo 1900 capaz de rendir 160CV. Desgraciadamente, nunca llegó a tener éxito en las carreras. Siquiera cuando se lanzaron dos unidades más, equipadas con motores de 3’5 litros. Ambas basadas en el bastidor del 6C 3000 CM pero con carrocería estilo Disco Volante.

Foto: Sergio Calleja

De las cinco unidades se conservan cuatro, después del desmantelamiento de uno de los coupés de 3’5 litros. Verdaderas piezas de museo. Ya que, de hecho, todas se exhiben repartidas entre el Museo Alfa Romeo de Arese, el National de l’automobile de Mulhouse y el Nazionale dell’Automobile de Turín. Y no es para menos, porque cuando hablamos del Alfa Romeo Disco Volante sin duda estamos tratando con uno de los mejores diseños italianos de la historia. Tan bueno que, 60 años más tarde tuvo una maravillosa reinterpretación.

2012. EL REGRESO DEL ALFA ROMEO DISCO VOLANTE

La historia del Disco Volante del 2012 nos recuerda a la del nuevo Lancia Stratos. ¿Por qué? Pues porque si para fabricar uno de ellos hay que sacrificar un Ferrari F430… En el caso del Disco Volante se requiere el sacrificio de un Alfa Romeo 8C. Y ojo, porque de este maravilloso tributo al legendario deportivo de Arese sólo se fabricaron unos 500 ejemplares. Una decisión compleja, ya que si se desea disfrutar del homenaje diseñado por Touring Superleggera al modelo original hay que despiezar artesanalmente una auténtica pieza de coleccionista.

Eso sí, el resultado salta a la vista. Ya que el diseño es posiblemente uno de los más interesantes entre todos los salidos de Italia en los últimos 30 años. Para empezar, la ancha y franca forma de su capó abre unas líneas que van a parar a una trasera resuelta limpiamente. Un buen estudio aerodinámico que esconde el motor V8 Maserati de 4’7 litros. Sin duda, un magnífico remate sonoro y de empuje a esta obra de arte que, la mires por donde la mires, esconde detalles con los que podrías entretenerte durante horas.

De hecho, en Touring declaran que cada Alfa Romeo Disco Volante les lleva unas 1.500 horas de trabajo. Algo que nos creemos, ya que su carrozado se realiza enteramente a mano de una forma tradicional. Sí, golpeando el martillo contra el metal sobre el molde. Una deliciosa manera de celebrar la historia de Alfa Romeo, de la cual se han producido unidades con cuentagotas. Por ello lo sorprendente de ver una a la venta, más aún si tan sólo marca menos de 6.000 kilómetros.

El precio…

Bueno, ante tanta belleza no es adecuado formular preguntas de mal gusto.

Catawiki 750

Sin Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post anterior:

Lancia Delta EVO2 de Sartori Racing: Un sonido demoledor

Post siguiente:

Opel Manta GTE a la venta en Catawiki