Liberty 750×184

BMW M1 Autogas: Salvado tras 25 años

Si ver un BMW M1 ya es algo raro... Más aún es ver el único M1 Autogas. Un modelo experimental desarrollado por el piloto Harald Ertl y que ha aparecido tras 25 años perdido...

Retromovil 2019 Medio

ClassicMadrid Medio

FOTOS BMW M1 AUTOGAS: COYS/BMW

Conseguir un gran palmarés deportivo no es lo mismo que ser ampliamente recordado. De hecho, a veces ocurre justo lo contrario. Ése es el caso del BMW M1. Uno de los deportivos más celebrados de la marca pero, al mismo tiempo, poco afortunado en lo que se refiere a su historial en competición.

Su origen responde al intento de poner sobre los circuitos un automóvil rupturista respecto a lo que venía haciendo la marca. Y en gran medida se logró, empezando por ser el primer BMW de serie con motor central-trasero. Una disposición excéntrica entre los bávaros pero muy normal para los ingenieros de Lamborghini, a la cual se adjudicó diseñar el chasis del futuro BMW M1.

En 1978 al fin se presentó el resultado de este trabajo conjunto. Visualmente era imposible no quedarse prendado de las líneas trazadas por Giogetto Giugiaro, mientras que bajó el capó se escondía un motor de seis cilindros, 24 válvulas, 3453cc y 273CV. La idea era producirlo en cantidad suficiente como para lograr las homologación en los campeonatos de turismos, hecho que se consiguió gracias a las más de 450 unidades ensambladas entre 1978 y 1981.

bmw m1 autogas twin turbo

Hoy en día el BMW M1 no sólo es uno de los mayores iconos del automovilismo de los 70, sino también un modelo extraño y cotizado. Es por ello que el hallazgo del que posiblemente sea el M1 más raro de la historia no ha pasado inadvertido. Se trata del BMW M1 Harald Ertl Autogas. Una unidad modificada para establecer un curioso récord devuelta a la luz tras 25 años en paradero desconocido.

AUTOGAS, EL NUEVO COMBUSTIBLE QUE NO LLEGÓ A SER

A finales de los 70 el piloto austriaco Harald Ertl vivía su mejor momento. Aunque estuvo 5 años en la F1 -pasando por tres equipos- su palmarés no conoció la gloria hasta que en 1978 conquistó el Campeonato Alemán de Automovilismo como piloto oficial BMW. De todos modos Ertl tenía inquietudes más allá de la conducción. Y es que hacia 1980 se hallaba inmerso en varios proyectos de ingeniería de vanguardia.

bmw m1 autogas twin turbo

Uno de ellos tenía que ver con el gas licuado de petróleo. Empresas como British Petroleum pusieron esperanzas en el gas, sopesando que quizás el futuro del automovilismo iría en esta dirección. La curiosidad por este combustible conocido como autogas era compartida por Harald Ertl, quien en 1981 se hizo con un BMW M1 como base para cierta hazaña.

¿En qué consistía ésta? Pues muy sencillo: adaptar el M1 al autogas y superar los 300 km/h de velocidad punta. Para cumplir el récord contó con el apoyo de BP, logrando el 17 de octubre de 1981 los 301’4 km/h. Para ello modificó la aerodinámica, lo que se ve especialmente en un trasera totalmente reconstruida para encajar en ella el nuevo depósito de combustible.

El hecho tuvo el mismo eco que hoy en día puede tener el del algún eléctrico superando una nueva barrera. Sin embargo… El autogas no avanzó como ahora lo están haciendo los coches alimentados por baterías -aunque sí que es cierto que hay bastante GLP a nuestro alrededor-.

BMW M1 AUTOGAS: A SALVO TRAS 25 AÑOS DESAPARECIDO

El récord nunca se llegó a homologar, la industria del automóvil no se vio seducida por el autogas, Harald Ertl murió unos meses más tarde en un accidente de aviación y el BMW M1 Autogas empezó a vivir en el limbo. La viuda de Ertl permitió que el M1 fuera expuesto en el Midland Motor Museum, pero lo retiró al descubrir que el director vendía los coches a espaldas de los donantes (¡!).

De ahí regresa a Europa e inicia una reclusión en garaje hasta que en 1993 es puesto a la venta. Nadie lo compra y se le pierde la pista durante 25 años. Afortunadamente, y tras largas pesquisas, el pasado 2018 apareció en un almacén a las afueras de Londres. El estado no es el mejor, pero aún así ha conseguido encontrar un comprador. El pasado 13 de abril fue vendido por 160.276 euros durante la subasta celebrada por Coys en Techno Classica Essen.

Su nuevo propietario tiene por delante un trabajoso proyecto de restauración. ¿Pero qué importa eso cuando lo que tienes entre manos es algo tan especial como el único BMW M1 Autogas? Un coche que en 1981 arrojaba 415CV de potencia. Y es que los dos imponente turbos KKK ayudan mucho al seis cilindros BMW.

Habrá que seguir la pista de este M1 Autogas, porque cuando esté restaurado… Va a ser aún más impresionante.

Catawiki 750

Sin Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post anterior:

TourAuto 2019: Galería de Fotos

Post siguiente:

Se aproxima el Centenario Barreiros en el Circuito del Jarama